“Country Roads”: Cómo el Hit de John Denver Se Convirtió en la Canción Más Popular del Mundo

“Tocamos las canciones que hacen que el mundo entero cante. ¡Tocamos TUS canciones!”.

Caricatura de John Denver para una estación de radio del área de Denver. Detroit Monthly, 1978. A través de Flickr.

Como cualquier nativo del Estado Montañoso puede atestiguar, a los oriundos de Virginia del Oeste de veras les encanta el clásico de John Denver, “Take Me Home, Country Roads” (“Llévame a casa, caminos de tierra”). Aficionados la cantan después de cada partido de fútbol de la Universidad de Virginia del Oeste; el estado ha incluido la letra de la canción en su lema oficial y (como este autor puede atestiguar) los nativos cantan el coro a viva voz de forma compulsiva cada vez que conducen a través de la frontera estatal. Es más un fenómeno cultural que una canción.

Aunque los nativos de Virginia del Oeste no están solos. Desde su lanzamiento hace casi 50 años, “Country Roads” se ha convertido en una sensación global: más de 150 artistas han versionado la canción en al menos 19 idiomas. Y mientras que a los “montañeros” les gustaría pensar que tienen prioridad a la hora de amar esta canción, una revisión de la respuesta apasionada que ha recibido alrededor del mundo demuestra que no deberían dar por supuesto su posición privilegiada.

“Country Roads” fue un éxito casi desde el momento en que se estrenó; la canción recibió una ovación de cinco minutos tras la primera interpretación pública en diciembre de 1970. En agosto de 1971, “Country Roads” consiguió la certificación de Oro (otorgada por la Asociación de Industria Discográfica de Estados Unidos) por vender más de un millón de copias. Artistas de todo el mundo rápidamente buscaron capitalizar este éxito, con versiones en alemán, francés, danés, italiano, holandés, griego e incluso versiones hindi llegando al mercado en sólo una década. A pesar de la Guerra Fría, incluso a los países de Europa del Este les empezaron a gustar la canción, con artistas eslovacos, checos y rumanos produciendo versiones que han mantenido su popularidad hasta el día de hoy. Destaca de este período la triste versión finlandesa “Vanha Tie” (1974) de Tapio Heinomen.

Una gran decisión a la que los músicos alrededor del globo se enfrentaron al adaptar “Country Roads” fue cuánto deberían cambiar la letra original para adecuarla a sus países nativos. En un lado del espectro, la versión de 1977 del cantante francés Dick Rivers (“Faire un Pont”) cambió por completo la letra de la canción, quitando toda la atención de los “caminos de tierra” a favor del imaginario de la aldea rústica. Por otro lado, en su versión de 1977, el cantante israelí Hanan Yovel retuvo las palabras inglesas “West Virginia” y “country roads” aún cuando tradujo el resto de la canción al hebreo.

Dos décadas después de su primera edición, “Country Roads” recibió otro estímulo internacional con su inclusión en la película de 1995 Susurros del corazón de Studio Ghibli, un estudio de animación japonés de renombre internacional. “Country Roads” juega un papel integral en el argumento de Susurros del corazón, donde uno de los personajes principales canta una versión cómica en japonés (“Carretera de Hormigón”) sobre su ciudad natal en el urbano Tokyo. Susurros del corazón vivificó “Country Roads” en Japón y, a través de la distribución internacional, trajo una nueva versión de la canción a las audiencias en todo el mundo.

Una cover de Goose House de la versión japonesa de “Country Roads”

In addition to its rich linguistic diversity, “Country Roads” has also been a favorite for artists looking to bend genres. Ray Charles’ 1972 cover is infused with his characteristic, and Jamaica’s Toots and the Maytals gave the song a reggae spin, changing its lyrics from “West Virginia” to “West Jamaica.” However, since the 2000s, the song has been subject to increased experimentation, with The Netherlands’ Hermes House Band releasing an English dance mix of the song in 2001, and Bangladesh’s Authorhin producing a rock cover in Bengali (“Metho path”) in 2005.

Además de su rica diversidad lingüística, “Country Roads” también ha sido una favorita para artistas que buscan cambiar los géneros musicales. La versión de 1972 de Ray Charles está imbuida de su soul característico y los jamaicanos Toots and the Maytals le dieron a la canción un giro reggae, cambiando la letra de “West Virginia” a “West Jamaica”. Sin embargo, desde los 2000, la canción ha sido susceptible a una experimentación en aumento, con la banda neerlandesa Hermes House Band lanzando un mix dance en inglés de la canción en 2001 y el bangladés Authorhin produciendo una versión rock en Bengali (“Metho path”) en 2005.

Con más de 21 millones de visitas en YouTube, una de las versiones de “Country Roads” más popular en años recientes ha sido la producida en conjunción con el videojuego de Bethesda Studio Fallout 76, ambientado en Virginia del Oeste. Aunque el canal de YouTube de la canción ofrece pocas pistas sobre quién la interpreta, los creadores de Fallout 76 anunciaron que era obra de Spank, un grupo vocal de hombres especializado en R&B clásico y du duá (o “doo-wop”en inglés)radicado en la ciudad de Nueva York.

Como explicó Scout Ford, miembro del grupo que llevó la voz cantante en “Country Roads”, en una entrevista con expatalachians, Spank consiguió el contrato de grabación a través de una feliz coincidencia. “Estábamos actuando en un cumpleaños para un niño de un año que habían organizado los padres y fue entonces que contactamos con un productor que quería que grabásemos la canción para Fallout 76”, dijo.

Según Ford, el proceso de grabación de la canción fue bastante enredado, con los creadores de Fallout 76 enviando direcciones sobre las armonías específicas que estaban buscando en la canción y con Spank proporcionando varias grabaciones a los fabricantes del juego.

Cuando le preguntamos cuál, de entre los cientos de versiones de “Country Roads”, inspiró su versión de la canción, si la hubiera, Ford fue resuelto. “Cuando la escuché, oí a John Denver”, dijo. “Es una canción genial, bien cantada, y la gente puede sentirla. Es como la música clásica. La gente la siente aún cuando no pueden entenderla”, dijo Ford.

A través de adaptaciones incontables, el éxito imperecedero de “Country Roads” parece recaer en su habilidad trascendente para evocar el hogar y la sensación de pertenencia. Ya sea uno de Tucker County o de Tokyo, el estribillo simple de la canción “llévame a casa, al sitio al que pertenezco” (“take me home, to the place I belong”) es algo con lo que todos nos podemos identificar.

Versiones Escogidas de “Take Me Home, Country Roads” por País

BangladésChecoslovaquia – DinamarcaFinlandiaFranciaAlemaniaGreciaIndiaIsrael – ItaliaJamaicaJapónMéxicoPaíses Bajos RumaníaEsloveniaTailandiaEEUU

Suscríbete a The Patch, nuestra circular, para mantenerte al día con nuevos artículos de expatalachians y noticias en torno a Appalachia.

Nicholas Brumfield es oriundo de Parkersburg, Virginia del Oeste, y actualmente trabaja en Arlington, Virginia. También ha sido galardonado con el West Virginia Golden Horseshoe por un conocimiento excepcional sobre la historia de Virginia del Oeste. Para más actualidad sobre Appalachia y política en Ohio, síguele en Twitter: @NickJBrumfield.